Una mujer trota al aire libre(Getty)

No todos somos esclavos del gimnasio ni tenemos una cuenta bancaria para pagar una membresía mensual. Por ello te decimos cómo estar en forma sin trajinar la cinta.