www.neomundo.com.ar

El Ministerio de Salud de la Nación instó a todas las jurisdicciones del país a realizar acciones destinadas a aumentar las coberturas de vacunación antigripal en los grupos de riesgo ante el esperable incremento estacional en la circulación del virus de la Influenza -causante de la gripe, al tiempo que solicitó a la comunidad médica y a los equipos de salud que prestan cuidado a menores de 2 y a mayores de 65 años que indiquen expresamente la aplicación de la vacuna antigripal.

La recomendación se produjo en el marco de una creciente circulación del virus de la Influenza en países de la región.

Por caso, en Bolivia, Brasil y Paraguay el virus predominante que circula es el de la gripe –fundamentalmente el de la Influenza A– se ha registrado un incremento importante en el número de casos e inclusive fallecidos por esta causa.

Si bien en Argentina y Chile el virus predominante en circulación es el sincicial respiratorio –VSR, causante de la bronquiolitis–, la cartera sanitaria nacional consideró que debe aprovecharse la oportunidad de intervenir rápidamente para aumentar las coberturas de vacunación antigripal entre la población en riesgo.

"El virus de la gripe está circulando en Argentina, pero a través del análisis y seguimiento de las curvas epidemiológicas observamos que los indicadores son comparables con los de los últimos dos años, durante los cuales los altos niveles de cobertura de vacunación nos permitieron mantener la enfermedad bajo control. Por eso es extremadamente importante que quienes estén incluidos dentro de los grupos de riesgo y aún no lo hayan hecho, concurran sin demoras a aplicarse la vacuna antigripal", dijo el ministro de Salud de la Nación, Juan Manzur.

GRUPOS DE RIESGO.  La enfermedad causada por el virus de la Influenza es fundamentalmente respiratoria, con mayor riesgo de hospitalización, complicación y muerte en ciertos grupos considerados de alto riesgo, entre los que se cuentan los niños menores de 2 años, embarazadas, adultos mayores de 65 años y enfermos crónicos, para quienes la vacunación está expresamente indicada.

La vacuna es gratuita y está disponible en todos los vacunatorios públicos, debiendo ser aplicada a las personas comprendidas en los grupos de riesgo, entre las que se cuentan todos los trabajadores de la salud; las mujeres embarazadas en cualquier momento de la gestación; las madres de bebés menores de 6 meses; los niños de entre 6 y 24 meses inclusive; las personas de entre 2 y 64 años con enfermedades crónicas (respiratorias, cardíacas, renales, diabetes, obesidad mórbida) y los mayores de 65 años.

Para el presidente de la Sociedad Argentina de Infectología (SADI), Pablo Bonvehí, "la vacunación es la herramienta de prevención más importante contra la gripe" y "es conveniente que quienes integran los grupos de riesgo se apliquen la vacuna antes de que circule el virus, por lo cual ahora que hay poca circulación todavía estamos a tiempo".

Más información en el sitio web http://www.neomundo.com.ar